Berlín: La España Verde estuvo presente en la feria ITB.

España verde en ITB- Berlin
  1. Del Saja. Berlín. 07.03.2019.

La marca “España Verde” ha estado presente en la feria ITB de Berlín dando a conocer la oferta de las cuatro comunidades que baña el mar Cantábrico, en un intento de captar al turismo alemán con una oferta diferenciada, que tiene en el patrimonio natural y gastronómico su mayor atractivo.

La Viceconsejera de Turismo y Comercio, Isabel Muela, fue la encarga de coordinar la primera reunión de “España Verde” desde que Euskadi recogiera el testigo para sumir la presidencia, que recogió de manos de Asturias, en la pasada feria madrileña de Fitur.

“España Verde” cumple este año su 30 aniversario como marca turística consolidada, que unifica el territorio que forman Galicia, Asturias, Cantabria y el País Vasco. Precisamente, Euskadi asume la coordinación durante todo 2019.

“El turísmo es un mercado global en el que la marca España está consolidada y reconocida mundialmente. Por eso, debemos aprovechar su tirón, con una oferta específica y en colaboración entre nosotros para acceder con más fuerza a ese mercado global” ha explicado la Viceconsejera vasca.

En el marco de la España Verde adquiere un especial protagonismo elementos como la naturaleza, una cuidada gastronomía, interesantes rutas culturales, como el Camino de Santiago, una completa gama de actividades de turismo activo, atractivas ciudades, así como una gran variedad y calidad en la oferta de alojamientos. Tiene actualmente la mayor y más completa oferta de turismo rural existente en España.

El objetivo que se marcaron los Departamentos de turismo de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco cuando en el año 1.989 crearon la marca España Verde fue el de posicionarla en los mercados extranjeros, fundamentalmente, sin  olvidar el nacional, con una propuesta conjunta cuyo vínculo distintivo es el mar Cantábrico.

La España Verde, con una extensión de 52.549 kilómetros cuadrados, tiene 7 millones de habitantes, 1.932 kilómetros de costa, 1.026 playas, 16 balnearios, 5 centros de talasoterapia, 41 campos de golf y 15 paradores nacionales.

Su oferta alojativa se concreta en unas 85.000 plazas  hoteleras, 100.000 de campings, 8.000 de alojamientos turísticos, 17.000 de alojamientos rurales y 50.000 de hostales y pensiones. Dispone de 12.000 restaurantes.

Las cuatro comunidades bañadas por el mar Cantábrico tienen declarados 30 parques nacionales, naturales y  Reservas de la Biósfera. El 88 por ciento de su territorio corresponde a bosques y pastizales.

El año pasado la España Verde recibió 9.245.389 turistas, de los que el 84 por ciento procedían del mercado nacional y el 16 por ciento restante del internacional.

En el marco de la España Verde adquiere un especial protagonismo elementos como la naturaleza, una cuidada gastronomía, interesantes rutas culturales, como el Camino de Santiago, una completa gama de actividades de turismo activo, atractivas ciudades, así como una gran variedad y calidad en la oferta de alojamientos. Tiene actualmente la mayor y más completa oferta de turismo rural existente en España.

El objetivo que se marcaron los Departamentos de turismo de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco cuando en el año 1.989 crearon la marca España Verde fue el de posicionarla en los mercados extranjeros, fundamentalmente, sin  olvidar el nacional, con una propuesta conjunta cuyo vínculo distintivo es el mar Cantábrico.

Juan Bautista Mendizábal, director de Promoción del País Vasco, que este año ostenta la coordinación rotativa de la España Verde, calificó al norte como “un destino de calidad, diferenciado y competitivo, para un cliente sensible y exigente, que encontrará en cada una de las cuatro comunidades diferentes matices de paisajes, cultura, historia, gastronomía y costumbres; además de elementos comunes y conexos como son el mar Cantábrico y el Camino de Santiago por el norte”.