Tres países optan a ser sedes de la Feria de Turismo Termal, Salud y Bienesta

Tres países, -Ecuador, Colombia y Argentina-, optan a ser sedes de la próxima edición internacional de la Feria de Turismo Termal, Salud y Bienestar (Termatalia), que tiene su sede en la ciudad española de Orense, y que este año se celebró, con un extraordinario éxito, en Foz de Iguazú (Brasil).

Ecuador, Colombia y la provincia argentina de Entre Ríos realizaron una presentación de sus recursos termales y de las razones por las que desean convertirse en sede de Termatalia. La sede elegida será comunicada en la próxima edición de la feria que tendrá lugar en Ourense en septiembre de 2019.

La candidatura de Ecuador fue defendida por el representante del ministerio de Turismo, Patricio Miller, y por el presidente de la Cámara Española de Comercio e Industria de Quito, Rafael Roldán.  Le hicieron llegar a la organización de la feria la petición del ministro de Turismo del país, Enrique Ponce de León, para convertirse en sede y destacaron su potencial termal con importantes áreas termales como Cuenca (Patrimonio de la Humanidad), Baños de Agua Santa o Chachimbiro y su origen volcánico.

La candidatura de la provincia argentina de Entre Ríos fue presentada por su secretaria de turismo, Carolina Gaillard quien hizo un repaso por sobre cómo el termalismo cambio la vida de esta provincia que concentra la mayor cantidad de destinos termales de Argentina con 13 localidades que cuenta con 16 complejos. Además, esta provincia promovió la presentación en el congreso de una inciativa para crear una ley que regule el uso terapéutico de las aguas termales. Parafraseando el lema promocional de esta provincia, “Entre Ríos hace bien”, la secretaria de turismo quiso destacar que “Termatalia hace bien” a todos los agentes del sector creando redes de colaboración beneficiosas para todas las partes implicadas.

La última de las candidaturas fue presentada por Ricardo Ramirez, Codirector del Plan de Negocios de Turismo de Bienestar de Colombia quien indicó la apuesta del nuevo gobierno del país por la “Economía Naranja” que apoya la creatividad y que incluye también al turismo. Reivindicó la amplitud y la oferta de sus recursos termales y apeló a que son el segundo país con mayor biodiversidad del mundo.