Marnay muestra sus oleos del mar Cantábrico en el Espacio de Arte Contemporáneo.

España, Andrés Alonso. Villapresente. 26708.2020.

El pintor cántabro Marnay muestra estos días sus obras en el Espacio de Arte
Contemporáneo de Villapresente. Se trata de una colección de 35 oleos, en su
mayoría marinas. La exposición que permanecerá abierta hasta el 17 de
septiembre, puede visitarse en horario de 17:00 a 21:00 horas, de martes a
viernes y los sábados de 18:00 a 21:00 horas.

“Buscando el silencio” es título de la exposición que se cuelga en el singular y
emblemático espacio expositivo en lo fue viejo claustro de las Antiguas
Escuelas Pías. Título desnudo, breve y profundo, que ahondan en lo que sus
propias palabras la definen: “Busco ese lugar donde impera el sentir sobre el
ser, donde uno se encuentra consigo mismo, donde uno respira el alma del
paisaje y percibe su esencia. Donde se oye el silencio, se huele el vacío,
susurra el viento o el frío entumece el instante”, según el autor.

Y así la interpretamos, Sugerente, serena y relajante. Una obra llena de
serenidad, sensibilidad y armonía, donde jugando con suaves tonalidades e
infinitos matices, composiciones equilibras y espacios llenos de silencio,
transmiten al espectador lo que el sintió y según el propio pintor, tuvo
necesidad de compartir con todo aquel que contemplase su obra.
No retrata el paisaje que tiene ante sus ojos, sino que es transmisor de la
emocione que aquél, a él le produce. Busca el silencio y no solo lo encuentra
sino que su silencio lo transmite.

Marnay, de largo recorrido artístico, amplio currículo y una extraordinaria
trayectoria por salas nacionales e internacionales ha paseado su creatividad
por espacios como Arte Expo de Nueva York, Alemania, Bélgica, Suiza, Costa
Rica o Zimbadwe, entre otros muchos lugares.

El artista se expresa dentro de un impresionismo muy peculiar de sutiles
modulaciones y suaves tonalidades, tendiendo a reflejar las impresiones más
líricas del paisaje con especial predilección de los paisajes marítimos y cuales
quiera otros en los que el agua resulte protagonista, haciendo un tratamiento
muy personal de bajamares, playas, arenales y calles acariciadas por la lluvia,
en los que usando colores muy atomizados crea una obra llena de
sentimientos.

Se adentra, igualmente, en otros temas, caminando con sus pinceles entre
montañas y nevadas praderas . Su pincel se ha posado entre calles mojadas
por la lluvia que hacían suyas luces y reflejos, carreteras donde éstas eran lo menos importante, y tantos otros temas siempre en busca de la soledad del
momento, la paz y sosiego que el motivo al artista le proporciona, tratando de
transmitir aquel sentimiento primigenio y la emoción que aquello que tenía
delante de sus ojos le producía, intentando  a través de su obra  dejar un
aroma que permanezca sobre el tema, una fragancia que inhalando
profundamente deje un regusto que perdure en nuestro interior.

Pintor que tratando de ser fiel a sí mismo, y ahondando en aquello que le
rodea, siente o estimula,  ha huido siempre de convencionalismos o modismos.
De él ha dicho José Hierro “que pinta como un pintor que fuese poeta; o como
un poeta que dominase la expresión plástica. Quiero decir que todas sus
referencias, alusiones, guiños de ojo que nos remiten a lo poético, son
percibidas por nosotros, los espectadores, por su condición de hombre que
domina –en la media que es posible- la expresión plástica”.

“Es un gran narrador de arenales, en la bajamar, arenales borrosos por la
niebla, por la calima…Aquí no hay anécdota, ni moralización social, sino simple
llanamente, pintura, paisaje marino convertido en estado de ánimo”.

“Marnay ha pisado todas las playas de nuestra costa, las ha interiorizado,
fijándolas fotográficamente y luego en su estudio las ha evocado, recreado”,
ha reflejado Luis Alberto Salcines, que comisionó la extraordinaria exposición
“A la orilla del mar. Playas y acantilados de Cantabria”., que pudo verse en la
Biblioteca Central de Cantabria, bajo el amparo de la Consejería de Educación,
Cultura y Deporte del Gobierno de Cantabria.