LOS MIL COLORES DE JUJUY

Por María Shaw

La Secretaría de Turismo de la Provincia de Jujuy realizó una presentación del destino en Montevideo. Eso me hizo revivir el viaje realizado junto a colegas de Uruguay y Argentina, invitada por esa entidad hace unos años. Fue de los destinos más impactantes que he tenido la suerte de visitar.

Todavía tengo en mi retina los mil colores de Jujuy, de sus pueblos, quebradas, valles, bosques; de sus magníficos cerros -como el de los 7 colores, icono que lo promociona en el mundo- y de sus artesanías, también de múltiples coloridos. Es una provincia que lo tiene todo, menos mar.

Jujuy, ubicada en el noroeste de Argentina, limita con Bolivia, Chile y la provincia de Salta; tiene 700.000 habitantes, alrededor de la mitad viven en la capital San Salvador de Jujuy. La ciudad está a 1.259 m.s.n.m., emplazada en un valle en el centro sur de la provincia. Cuenta con buena conexión aérea

Fundada en 1593, la “Tacita de Plata”, muestra su pasado indígena, memoria realista y orgullo nacional. El eje del casco histórico es la Plaza Belgrano, con la estatua ecuestre del Gral. Manuel Belgrano, una hermosa fuente y la Casa de Gobierno, de inspiración francesa, donde se custodia la bandera del héroe de la independencia. Alrededor de la plaza se despliegan edificios históricos, verdaderas joyas arquitectónicas, como el antiguo Cabildo, de paredes encaladas, con una recova por el que uno transita pensando que está en épocas pretéritas. La Catedral Basílica Menor, construida entre 1761 y 1765, resalta por la torre de su campanario, su belleza exterior e interior, así como por el vecino patio del Obispado, con notable columnata.

Esta pequeña provincia de 53.219 km2, se divide en cuatro grandes regiones: la puna o altiplano, con cadenas montañosas asociadas a la Cordillera de los Andes -con desiertos, salinas, volcanes y cerros-; la quebrada, los valles orientales y las yungas -selvas que son la segunda reserva de biodiversidad de Argentina y un refugio de máxima pureza-. El 70% de su territorio está protegido.

En el valle se encuentran vertientes de aguas calientes y frías, diques y lagunas entre las serranías. Las Termas de Reyes, a la que se llega por un serpenteante camino, son famosas por sus aguas a 58º.

 

La Quebrada de Humahuaca

La Quebrada de Humahuaca, que se extiende por 155 kilómetros, es el único paisaje de Argentina declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, ¿Cómo explicar los mil colores de esa hendidura entre cerros, que parecen pintados por algún ser superior?

Se suceden cerros muy empinados, de extrañas formas causadas por la erosión del viento y el agua. El producto de la oxidación de minerales como hierro, cobre, azufre, piedra caliza, laja, se traduce en múltiple colorido. De tanto en tanto, en las alturas, asoman las ruinas de los “pucará”, antiguas fortalezas de los incas y “pircas”, cercos de piedra. Al borde de la carretera se observan sauces, álamos y cardones (cactus).

Y de pronto se abre una de las más impactantes escenografías: el famoso “Cerro de los 7 Colores”, con el pueblo de Purmamarca a sus pies. Pero podemos asegurar que no son siete, ¡son mil matices!

Purmamarca, es uno de los 16 poblados que forman parte de los “Pueblos Auténticos de la Argentina”. Su iglesia, de 1648, es monumento histórico nacional, su Cristo, su algarrobo de 620 años, su pequeño cabildo y su plaza, son para caminarlas y dejarse tentar en los puestos abarrotados de multicolores tejidos, artesanías y comidas típicas.

Subiendo por el valle entre los cerros denominados acertadamente “la paleta del pintor” en la zona de Maimará, a 2.334 m.s.n.m., se esconde uno de los viñedos de alturas extremas de Jujuy.

Tilcara, la capital arqueológica y mística de la provincia, es otro punto ineludible. Es un conglomerado de casas, museos, hoteles, hostales y pequeños negocios y restaurantes de adobe y piedras. La Iglesia de la Virgen del Rosario y San Francisco, monumento histórico nacional, se emplaza frente a la plaza chica y en la plaza principal, el mercado de artesanos. Sobre un pequeño cerro hay un cementerio construido en altura, “para estar más cerca del Inti Raymi”.

El Trópico de Capricornio está señalado por un monolito que es a su vez reloj solar. Allí se celebra el año nuevo indígena, con la fiesta del Solsticio de Invierno.

El pueblo de Humahuaca, la capital histórica de la Quebrada, a 2931 m.s.n.m., fue fundado en 1594. Cuenta con 12.000 habitantes ¡y miles de turistas! Conserva pintorescas callecitas empedradas y farolas de hierro forjado de épocas coloniales. La Catedral Nuestra Señora de la Candelaria, de 1631, mantiene las paredes originales de 1 metro de grosor. A su lado, está emplazado el Monumento a los Héroes de la Independencia y al Ejército del Norte, una imponente obra en bronce, de 60 toneladas.

Actividades para todos, todo el año

Birdwatching, cabalgatas, trekking, senderismo, hay mil formas de disfrutar de Jujuy. Las agencias de viajes receptivas cubren Turismo de reuniones, de aventura, religioso, comercial, comunitario y tours a bodegas, durante todo el año. Se puede participar en alguna de las 365 fiestas religiosas o culturales que se celebran a lo largo y a lo ancho de la provincia y que atraen a turistas locales e internacionales, inclusive a no pocos uruguayos.

La provincia cuenta con hotelería premiada en el mundo por la arquitectura que se mimetiza con su entorno y por la calidad de servicios; desde hoteles 4 estrellas a pequeñas posadas, así como cabañas y hostels.

La sabrosa gastronomía local es parte de la experiencia inolvidable de Jujuy, ya que rescata la herencia culinaria de pueblos ancestrales, con énfasis en los productos de la Madre Tierra, desde un punto de vista innovador y gourmet a la vez. Empanadas, choclos, tamales de carne de vaca y cerdo, tamales de maíz, locro, humitas. Llama. Quesillo y miel, flan con dulce de leche y queso de cabra, son algunas de las delicias imperdibles.

¡Viva Jujuy! un compendio de todos los paisajes, todas las culturas  y todos los colores.

FOTO:
JUJUY – Cerro de Siete Colores en Purmamarca – Foto Secretaría de Turismo de
Jujuy